es

en

Historia

Todo comienza con un pequeño paso y se mantiene con un gran esfuerzo.

Comencé en el mundo de Diseño Web en 2011. Aquello que empezó como un hobbie ahora es mi trabajo, el universo al que me dedico.

Pablo – CEO CleverLake

Siempre adelante

Origen y trayectoria

Después de ocho intensos años dentro del nicho Networking trabajando en redes para grandes y conocidas empresas, nace la idea de CleverLake, un negocio ético enfocado al diseño web y todas sus ramas.

Para quienes se interesan por titulaciones y formación profesional, las bases de la marca están fundamentadas en formación reglada adquirida en diferentes campos.

Añadiendo a lo anterior la experiencia propia de más de 9 años como negocio autodidacta y profesional trabajando en el sector con SEO, WordPress, PrestaShop, Magento, Drupal, PHP y JS.

A fecha de hoy, a medida que continúan entrando proyectos, la formación está lejos de terminar. Una parte de los beneficios se invierte en conocimiento que después es aplicado a los servicios ofrecidos, lo cual permite a todos los clientes obtener grandes resultados.

Lo que puedo ofrecerte

Conocimientos y Experiencia

La apuesta por un negocio autodidacta se debe a que siempre nacen nuevas tecnologías y estrategias que aprender. Sobre todo en el mundo del Diseño Web Profesional, SEO, Analítica Web, Usabilidad y Experiencia de Usuario (UX). Estar enganchado al aprendizaje continuo es garantía de calidad para cada proyecto y servicio.

Conocer las tendencias, las buenas prácticas y cómo alcanzar el éxito digital no solamente está en la teoría. La experiencia laboral permite marcar objetivos bien definidos y cumplirlos con más solidez.

Quienes me conocen os pueden confirmar que soy un humilde «cafeinómano» apasionado por la ética, la buena música y un trabajo profesional bien desarrollado.

Si te preguntas qué tiene que ver la ética con el diseño web profesional sigue leyendo. Por todo lo anterior, junto con mi pasión por la Web, decidí crear Cleverlake.

Pablo – CEO CleverLake

El desarrollo de una idea

Cleverlake, el lago inteligente

Internet es inmenso. Un gran océano donde todo está conectado.

Tenemos tanta información, tantos negocios y tantos servicios que muchas veces terminamos sufriendo de infoxicación.

Por eso tu negocio necesita un lugar tranquilo, donde obtener ventajas que ayuden a ser competitivos sin invertir demasiado tiempo buscando información.

CleverLake es un lago que aun estando conectado con Internet en sus profundidades te sirve de guía para optimizar tu página Web, tu SEO, tu branding y tu presencia digital.

Información veraz, buenas prácticas y asesoramiento siempre que se requiera.

Un granito de arena para mejorar el mundo

La ética como motor fundamental

En este lago la ética importa. Es un valor que todas las empresas y negocios deberían poseer.

Con sólidos principios y ética digital podremos garantizar una buena voluntad durante la actividad online y offline. En el proceso de desarrollo empresarial no se debe perjudicar bajo ningún concepto nuestro mundo y sociedad, a cualquier nivel. Invertir en un negocio ético es apostar por un futuro mejor.

Los negocios y profesionales ofrecemos servicios a la sociedad, desde el más sencillo al más complejo. Por ello debemos velar por el bienestar de todas las personas a las que demos servicio, sea directamente o a través de nuestros clientes.

No se trata solo de valores o de ofrecer la máxima calidad, se trata de ir al siguiente nivel. Ofrecer un servicio profesional de seres humanos para seres humanos, sin trucos ni trampas para salir los primeros en Google o lograr ventas que no cumplan con la ética.

Si nuestro servicio es bueno y trabajamos con buenas prácticas lo demás irá llegando solo. Es difícil hacer las cosas bien, pero mayor es la recompensa.

Porque lo que hacemos importa

Implicación, profesionalidad y empatía

Siempre buscando contribuir con la sociedad, al menos aportando un servicio que sume valor al mundo, directa o indirectamente.

Ayudando a los negocios que aportan a la evolución de la sociedad, sea con fines educativos, sociales o científicos ya se obtienen resultados positivos. Nuestros clientes aportan, nos implicamos con ellos, luego también aportamos y estamos orgullosos de ello.

Nuestra especie necesita y merece, una ciudadanía con la mente despierta y un conocimiento básico sobre cómo funciona el mundo.

Frase original de Carl Sagan, científico y astrónomo.